Inicio  |  Contacto  |  Junta de Gobierno  |  Empleo y servicio social  |  Salvedad al uso de esta página  |  English
Política del Banco de México respecto a las infraestructuras de los mercados financieros

Para que la sociedad pueda aprovechar mejor los recursos de los que dispone es indispensable que sus integrantes cuenten con medios para llevar a cabo transacciones de manera sencilla, rápida, económica y segura. Es a partir de la consideración de tal necesidad social que la Ley del Banco de México establece como finalidades del Banco propiciar el buen funcionamiento de los sistemas de pagos y promover el sano desarrollo del sistema financiero del país, lo que implica que el Banco de México debe velar por que las Infraestructuras de los Mercados Financieros (IMF) funcionen adecuadamente.

Las IMF son arreglos multilaterales entre instituciones participantes, incluyendo al operador del sistema, utilizados para los propósitos de compensación, liquidación o registro de pagos, valores, derivados y otras transacciones financieras. Estas regularmente establecen un conjunto de reglas y procedimientos comunes, una infraestructura tecnológica y un marco de administración de riesgos especializado e idóneo. Las IMF se conforman de los sistemas de pagos, de los depósitos centrales de valores, de los sistemas de liquidación de operaciones con valores, de las contrapartes centrales y de los repositorios de operaciones.

Documento de política y funciones del Banco de México respecto de las infraestructuras de los mercados financieros

El documento "Política y funciones del Banco de México respecto de las infraestructuras de los mercados financieros (PDF)", describe las IMF en México, sus interconexiones y las operaciones que se realizan en ellas. Asimismo, se presentan los papeles que desempeña el Banco Central en las infraestructuras y se detallan los objetivos que el Instituto Central persigue en cada una de ellas. Esta información permitirá a autoridades, participantes y al público en general, conocer la estructura de los sistemas a través de los cuales fluyen las operaciones financieras, contribuyendo con ello al adecuado funcionamiento del sistema financiero y de la economía.

De acuerdo con el documento antes referido, en México el sistema de liquidación de valores, DALÍ, las contrapartes centrales CCV y Asigna, el repositorio de operaciones derivadas operado por el Banco de México, y el Sistema de Pagos Electrónicos Interbancarios SPEI® son considerados como Sistémicamente Importantes. Para este tipo de sistemas la política del Banco de México es que éstos cumplan con los Principios aplicables a las infraestructuras del mercado financiero publicados por el CPSS-IOSCO en abril de 2012, conforme a las fechas siguientes:

  • SPEI®: 1 de julio de 2016.
  • DALÍ y Asigna: 2 de enero de 2017.
  • CCV y repositorio de información de operaciones derivadas del Banco de México: 1 de julio de 2017.